Ningún asaltante de transporte público ha sido detenido a pesar de estar grabado

|
diciembre 14, 2016

Afirmó que las cámaras solo son para espantar delincuentes.

Afirmó que las cámaras solo son para espantar delincuentes.

ATIZAPÁN, Méx.- 14 DE DICIEMBRE DE 2016.- Ningún asaltante del transporte público ha sido detenido por las imágenes grabadas por videocámaras de las unidades, las cuales no han sido solicitadas por la procuraduría de justicia de la entidad, aseguró Isidro Pastor Medrano, Secretario de Movilidad de la entidad.

Aseguró que hasta el momento las videocámaras en unidades del transporte público “no dan ningún resultado”, pues “no han servido para detener a ningún delincuente”.

Pastor Medrano anunció la implementación del pago electrónico, con tarjeta de crédito y débito y con una tarjeta recargable que se vende en tiendas de conveniencia, en 30 autobuses de la línea Monteauto y Anexas S. A. de C. V, que corren del centro de Atizapán a la Zona Esmeralda de este mismo municipio.

Aseguró que en el Estado de México hay 150 mil unidades del transporte público concesionadas y 50 mil “piratas”, de las cuales unas cinco mil cuentan con sistemas de videovigilancia.

Mencionó que las videocámaras en las unidades del transporte público sirven para asustar delincuentes, pero las imágenes de asaltos no han sido requeridas por la procuraduría de justicia de la entidad para identificar y detener a presuntos asaltantes.

“Nuestras cámaras no han servido para detener a ningún delincuente”, afirmó.

Detalló que las videocámaras no están conectadas a ningún centro de monitoreo de la policía y graban en memorias internas los asaltos o choques de las unidades.

Las 30 unidades del programa piloto de cobro electrónico en el transporte público están equipadas también con cuatro videocámaras, tres en el interior y una en el exterior, que registran el ascenso y descenso de los pasajeros.

Mencionó que el derrotero con el que inició el programa piloto presta servicio de Lomas de Atizapán a la Zona Esmeralda del municipio, con tarifas de 8.50 a 10 pesos, aunque ahora con el cobro electrónico habrá tarifa plana de nueve pesos.

Agregó que dicha medida beneficia a la empresa, que tendrá mayor control de los ingresos, pero también a la ciudadanía, ya que las cámaras inhiben a los delincuentes, cuya identidad estará en poder de las autoridades, al pagar con tarjeta de crédito o débito.

Pastor Medrano detalló que durante diciembre el cobro será en efectivo y electrónico, aunque a partir de enero será únicamente electrónico.

El pago puede realizarse con tarjetas de crédito y débito, así como con la tarjeta “Brío”, que puede adquirirse en tiendas de conveniencia y será vendida a los usuarios de dicho derrotero.

Agregó que el programa podrá extenderse a otras líneas del transporte público, el cual es costoso, pues equipar las 30 unidades requirió inversión de más de tres millones de pesos.

 

(Visited 402 times, 1 visits today)