Gerardo cumplió un año desaparecido y su madre lucha con todas sus fuerzas por encontrarlo

| Lunes, marzo 13, 2017

Dijo que no se rendirá hasta obtener justicia.

ECATEPEC, Méx.- 13 DE MARZO DE 2017.- “No me voy a callar, no  tengo miedo y seguiré buscando a mi hijo Gerardo Pérez Durán que extrañamente  desapareció hace más de un año tras una  discusión con  la mujer con la que vivía, a la que culpo, junto con su actual pareja, de los hechos, y a quienes las autoridades protegen y no obligan a decir dónde está”,  comentó Martha, madre de la víctima.

Martha Durán Hernández explicó que su hijo Gerardo, de 24 años, desapareció desde el pasado 12 de febrero de 2016,  tras una discusión con la que fuera su pareja, Maricarmen Ramírez Jaimes, con quien  vivía desde hace varios meses en una vivienda en la colonia San Agustín  Segunda Sección.

La desesperada madre sospechó desde el 11 de febrero que a su hijo le pasaba algo porque no le contestaba las llamadas y tampoco le hablaba, y hasta el día 13 que recuerda era un sábado, el celular de su hijo fue contestado por su mujer, quien le informó que tras haber  discutido se había ido  de la casa ubicada en calle Sur 30.

“Pensé,  dejaré pasar el fin de semana, a lo mejor fue una simple pelea y regresa, pero el día 15 del mismo mes, ante la preocupación de que no aparecía,  fui a levantar la denuncia al Ministerio Publico de San Agustín, donde  la declaración de la ex pareja de mi hijo  se contradijo en las declaraciones, primero dando una fecha y luego otra  de la desaparición,  y a mí no me querían atender  ni me permitían iniciar la  carpeta como se debe porque la estaban protegiendo y me pidieron  que ya no la molestara para no entorpecer investigaciones, mismas que a la fecha no han hecho”, dijo Martha.

Comenzó a hacer volantes y repartirlos, luego de  buscarlo con amigos, en el trabajo y familiares además de  las corporaciones policiacas, sin tener éxito hasta la fecha, indicó, “no es justo que se haya desaparecido del planeta, como si nunca hubiera existido”.

“Sé que la mujer a tan solo unos meses de la desaparición de mi hijo volvió con el padre de sus hijas de nombre Jaime Abel Gallegos Sánchez, con quien ahora me enteré de que aun estando con mi hijo mantenía una relación con él y a los 9 meses de la desaparición tuvo un bebé,  esto lo digo con pruebas por las llamadas de su  teléfono donde  está registrado cuantas horas al día  se hablaban e inclusive el día que sucedieron los hechos, ellos son los culpables, algo le hicieron y no hay ley que los obligue a decir dónde está o qué le hicieron, porque  quienes se encargan de hacer justicia la han protegido”, relató molesta.

Recalcó que dejó de tener contacto con Maricarmen, a quien en el mismo mes de febrero del año 2016,  le pidió entregara las pertenencias de Gerardo, pero  se le hizo extraño que no le diera el celular y la cartera de su retoño que extrañamente ella tenía en su poder.

Llorando dijo “Mi hijo que trabajaba en la empresa Kraft, ubicada en Tulpetlac,  estaba muy enamorado,  y   a meses de sacar una casa para vivir con ella, ahora todos su sueños se vieron truncados y mi vida destrozada al no encontrarlo”.

Manifestó  que ha tenido reuniones con personal de la Fiscalía de Personas desparecidas,  e inclusive con el Fiscal del Estado de México,  a quien no le importan las contradicciones que hay en la declaración que dio la mujer, y aunque saben lo de las sábanas telefónicas no la han  tratado bien y no hay avances ni pistas en la investigación para dar con su paradero.

Ante la apatía de las autoridades por  seguir investigando, Martha  relató, “ya le dije al Fiscal Alejandro Gómez Sánchez, que  yo culpó directamente a Maricarmen y a su actual pareja,  Jaime Abel, de ser cómplices de la desaparición de mi hijo e inclusive al padre de ella,  Arturo Ramírez, ya que los hechos pasaron dentro de su casa, donde me entere que hubo un pleito dentro de un cuarto donde se escuchaban muchos golpes, pero nadie ha querido hablar  y quien  además tiene muchas influencias con personal del Centro de Justicia de San Agustín”.

Martha, quien tiene su domicilio en el municipio de Tecámac,  ha presentado problemas de salud, debido a las preocupaciones que atraviesa al no saber nada de Gerardo, su único hijo varón, por quien hoy exige justicia.

Refirió  que ha recorrido  varios municipios buscando a su hijo, en hospitales,  SEMEFOS, e inclusive fue a Huehuetoca donde encontraron una fosa con restos  humanos,  sin resultados favorables,  pero  no pierde fe  para  encontrarlo.

Mostrando la manta con la imagen de Gerardo,  comentó, “hoy pido a las dependencias de impartición de justicia, que realmente hagan su trabajo y si les queda grande el cargo o no lo pueden realizar, que renuncien y pongan a personas que tengan la capacidad de realizar esa labor, porque hay mucho encubrimiento, yo me he dado cuenta, en mi caso protegen a quienes son sospechosos de la desaparición de Gerardo”.

Martha, madre de otras tres hijas y con esposo,  recalcó que no descansará hasta dar con el paradero de su hijo  y castigar a los responsables de la desaparición de Gerardo, ante la tardanza de las autoridades por agilizar las investigaciones que ya tienen un año y a quienes seguirá presionando para que lo encuentren.