Daniela era golpeada por su pareja y desapareció hace año y medio; autoridades no han hecho nada

| Martes, agosto 23, 2016
Su hijo presenció episodios de violencia.

Su hijo presenció episodios de violencia.

TLALNEPANTLA, Méx.- 23 DE AGOSTO DE 2016.- A casi un año y medio de la desaparición de Daniela Mabel, de 20 años de edad, su  madre Laura, manifestó que luego de cinco visitas a las instalaciones de la Procuraduría General de Justicia del Estado de México (PGJEM) en Toluca, nada ha pasado.

Laura Curiel, a quien se le nota hartazgo en el rostro, refirió que luego de un año con cinco meses de que su hija despareciera de manera misteriosa, la noche del 11 de marzo del 2015, ha estado acudiendo a la PGJEM, donde solo le dicen que la investigación sigue su curso.

Laura señaló que aun cuando ha aportado datos nuevos a la investigación, pareciera que a la Sub Procuradora para la Atención de Delitos Vinculados a la Violencia de  Genero, Dilcya Samantha García Espinoza De Los Monteros así como a la Fiscal Especial para la Investigación de Personas Desaparecidas, No Localizadas, Ausentes o Extraviadas, María Sol Berenice Salgado Ambros, pareciera no importarles.

La afectada señaló que en cada una de las cinco visitas que ha realizado, “no hay nada nuevo, no aportan nada, la investigación simplemente no avanza”, aseguró que a un año y medio la PGJEM tiene la misma línea de investigación.

Manifestó que existen varias inconsistencias en las declaraciones de Cristìan, pareja de la desaparecida, y que existen las declaraciones del pequeño hijo de ambos, donde manifiestan que su papá le pego a su mamá con un martillo en la cabeza, ayudado de su tío Juan.

Laura recuerda la noche que su hija despareció, eran aproximadamente las 11 de la noche, del 10 de marzo, cuando recibió un mensaje de WhatsApp, de Daniela, que vivía junto a su pareja y padre de su hijo, en casa de sus suegros, ubicada en Santa Cecilia, Tlalnepantla.

Daniela le comunicaba a su madre su deseo de separarse de Cristian, este había salido con el hijo de ambos de entonces 3 años de edad, por lo que chatearon por más de una hora, Laura conocía la intención de su hija de separarse, ya que no eran más una pareja, incluso conocía algunos episodios de violencia.

Laura estaba enterada de que su hija incluso ya había comenzado otra relación sentimental y que en dos semanas más abandonaría la casa, fue la madrugada del 11 de marzo cuando Cristian, que estaba enojado, regresó con su hijo, esa fue la última vez que Laura volvió a tener contacto con Daniela.

Los siguientes días, Laura trató en vano de comunicarse con su hija, Cristian aseguraba que se había ido de la casa a vivir con su tía, hermana de Laura, pero la joven había quedado de pasar por el niño más tarde y ahora no contestaba el teléfono.

El pequeño hijo de Daniela y Cristian, de ahora 4 años, dijo a Laura que ya no verá a su mamá, y que cuando  viste una camisa de color rojo, el pequeño asegura que es la sangre de su mamá.

Ahora la afectada, asegura que la investigación pareciera estancada.

 

Etiquetas:
Notas relacionadas