CRÓNICA: Lupita González no detendrá su marcha hasta conseguir el oro

POR: / 16 de agosto de 2017

FacebookTwitterWhatsAppShare

TOLUCA, Méx.- 16 DE AGOSTO DE 2017.- Guadalupe González no deja de sonreír, viene, va y disfruta de lo que ha conseguido, pero no se conforma, insiste sí se puede, está en nosotros cambiar la historia”, mientras dice después de su sesión con el fisiatra, ya que volvió a entrenar esta mañana.

Para Lupita no hay pausa, después del reposo obligado iniciará la lucha para alcanzar su sueño, conseguir una medalla de oro, ha sabido superar cada obstáculo para alcanzar la gloria, incluso venció las estadísticas al iniciar a practicar este deporte a los 24 años de edad.

En mis manos y en mis piernas está todavía la esperanza de que podamos obtener el primer lugar en las próximas competencias, seguiré trabajando todavía más duro para que ese día llegue, dijo en un mensaje improvisado que dio al recibir un reconocimiento por parte de la UAEM.

La mujer que quería ser número uno en 400 metros planos como su ídolo, Ana Gabriela Guevara, dijo: yo quería ser como ella, incluso correr más veloz, irónicamente una lesión le permitió cambiar su disciplina para descubrir su verdadero potencial y pasión por la marcha.

En una cronología rápida, la atleta amante de la bachata sonríe y asegura que no la baila, subcampeona olímpica en Río 2016 y mundial en Londres 2017, se empeña en ilustrar que el camino al éxito no ha sido fácil, sin embargo, se ha sabido sobreponer a cada golpe de la vida.

Al borde del retiro, después de lastimarse los meniscos mientras saltaba vallas, sacó fuerzas para encontrar su vocación, al igual que esa tarde del 19 de agosto de 2015, donde consiguió el oro Panamericano en Toronto, deshidratada y agotada cruzó la meta donde se desvaneció.

Guadalupe cree en el trabajo para conseguir los objetivos, en sus tiempos libres acostumbra a leer libros, aunque asegura no es una apasionada de la lectura pero le ayuda para olvidarse de la presión de la marcha y estar en concentración casi todo el tiempo, entrena de lunes a domingo.

Se vale soñar, alto

El andar y ascenso de los últimos tres años de Lupita ha sido a través de la constancia, la barrera que dice tiene México para demostrar que es capaz de sobresalir en cualquier ámbito, como ella, no le ha impedido lograr poner la bandera en lo más alto del deporte como ninguna mujer.

Este miércoles de verano, a casi dos años de su primera hazaña, recuerda ha tenido una vida muy tranquila, que trata de disfrutar el tiempo con sus dos hermanos y su papás, terminó la licenciatura en Informática y ahora estudia en línea en la Universidad Autónoma del Estado de México.

Además de dormir lo más que puede cuando no entrena, también se da sus gustos de comer palomitas y frituras, aunque su nutrióloga no le tiene permitido, se da un día para romper la dieta, en el fondo es humana como cualquier persona a pesar de ser el ejemplo de millones de personas.

Se vale soñar y se debe soñar muy alto, debemos sentirnos capaces, creer en nosotros, insiste que en el país cuenta con el talento para demostrar cosas positivas al mundo y está a la par de las mejores potencias para cambiar la historia como lo ha demostrarlo en el deporte.

A pesar de ser un referente del atletismo mundial, no se conforma y espera que en Tokio 2020 corone su trayectoria con el metal dorado que le falta para demostrar que se pueden hacer las cosas a pesar de los obstáculos que existan en el camino.

Lupita no deja de sonreír, incluso bromea que trae los mismos tenis que aparece en la foto de un mural que pusieron mientras era homenajeada en la capital mexiquense donde todo mundo quería tomarse una ‘selfie’ con ella, disfruta pero guarda el equilibrio pensando en lo que viene.

 

FacebookTwitterWhatsAppShare
Si quieres recibir gratis las noticias del estado de México en tu celular, solo tienes que mandarnos un mensaje de whatssapp con el nombre de tu municipio a nuestro telefono (55) 4404-1699