DOLOR: La pesadilla no termina para las víctimas del ‘Monstruo de Ecatepec’

POR: / 23 de diciembre de 2018

FacebookTwitterWhatsAppShare

ECATEPEC, Méx.-23 DE DICIEMBRE DE 2018.- Audiencias canceladas, falta de interés de autoridades para culminar la entrega de pruebas  que  vinculen a procesos a la pareja de feminicidas  y una eterna espera para que les entreguen los restos de  sus seres queridos, como si se tratará  de  una burla, es lo que han tenido que soportar familiares de víctimas del “Monstruo de Ecatepec”.

Después de que en el mes de noviembre el fiscal General de Justicia del Estado de México  diera a conocer que  a través  de los
resultados  de  genética  los restos humanos   encontrados en diferentes  propiedades  tras  la detención de Juan Carlos “N” conocido como “El Monstruo” y su esposa Patricia “N”, pertenecían a ocho mujeres; las madres de Arlet, Nancy,  Evelyn, así como la familia de Maria Guadalupe y su hija,  atraviesan otro martirio porque las autoridades no tienen fecha para la entrega de los hallazgos, tardanza que desconocen a que se deba y  que las mantienen más angustiadas.


Cómo se recordará la  pareja de asesinos seriales, solo han sido vinculados a proceso por  los delitos de Violacion a las Leyes de Inhumación y Exhumación a los cadáveres, el de trata, privación de la libertad y solo por un  feminicidio,  a consecuencia de la cancelación de audiencias.

La primera de ellas fue cancelada el pasado 12 de diciembre debido a que la fiscalía pidió más  plazo para recabar pruebas, sin embargo aunque se pospuso cinco días después, es decir el 17 de este mes, por la falta de asistencia de los empleados de los MP,  que además  dejaron plantadas a  tres de las madres, se volvió a cancela y se planteó una nueva agenda para la primer quincena de enero del 2019.

Esto causó la molestia de familiares de la víctimas,  que  se trasladaron  a Toluca a reclamar, al  considerar esa acción como una burla  para quienes solo buscan justicia tras los feminicidios de sus hijas, mismas que vivieron un calvario buscándolas  y siendo ellas mismas las que realizarán la investigación para que los culpables de los arteros crímenes fueran detenidos.

Ante la presión que hicieron a  las autoridades, de urgencia ordenaron que la audiencia se realizará al siguiente día.

Al presentarse a la audiencia, otra vez  no tuvo resultados favorables, esto porque por tercera ocasión los trabajadores de la Fiscalía pidieron al juez les otorgará tres meses de plazo para entregar las pruebas necesarias que vinculen a proceso a los monstruos por los feminicidios que faltan.

Sin embargo, el Juez que lleva el caso, no aceptó y solo  dio  de plazo hasta el  13 de enero del próximo año, esto mientras los detenidos, solo se cuchicheaban al oído viendo a  las madres que  se encuentran destrozadas y en espera de que se haga justicia, que no ha llegado por el retraso que han tenido los Ministerios Públicos para realizar su trabajo que como en un principio no los han efectuado  con seriedad  y los crímenes de las jóvenes desaparecidas, asesinadas y descuartizadas por el monstruo y la cómplice de su mujer, temen queden en el olvido.

Familiares de las jóvenes madres que fueron privadas de la vida con tanta crueldad, han notado la falta de interés de las autoridades que a dos meses de la localización de los restos humanos todavía no tengan las pruebas que tienen que presentar al juez, lo que ha traído como consecuencia que la pareja de monstruos  recluidos en el penal de Chiconautla, no sean procesados por  los feminicidios que cometieron.

Aunado a eso, después de vivir el tormento de la desaparición de sus familiares, ser minimizadas por las autoridades a las que pedían las buscarán y  quedar muertas en vida al enterarse de que sus niñas estaban muertas, no les han podido dar cristiana sepultura, porque   les informaron  que aun no hay fecha de entrega de los restos humanos, como si pretendieran olvidar  y  minimizarse el caso tan grave que ocurrió por los  diez feminicidios que cometieron el par de desalmados, que fingían amistad a las victimas para después asesinarlas.

Por estos atrasos  y la apatía de personal de la fiscalía, la pesadilla continúa para las familias de Arlet Samantha Olguin, que desapareció  el 25 de abril,  cuando iba por su hijo al kínder a donde nunca llegó, de Evelyn Rojas Matus quien ya no volvió a su domicilio desde el 26 de julio después de salir a comprar ropa de paca y de Nancy Noemí Huitron Solorio, que fue reportada como desaparecida el 6 de septiembre.

Ademas de María Guadalupe y su hija de 7 años, que  fueron buscadas  por su familia tras desaparecer misteriosamente en el mes de febrero del 2017 y que también se confirmó fueron encontradas entre los restos humanos que tampoco les han entregado.

La vida de todas estas familias fue destrozada  desde que las jóvenes madres desaparecieron,  mientras la pareja de monstruos tienen un semblante normal y se encuentran bien dentro del Reclusorio, las madres de las víctimas han enfrentado problemas de salud  y aumenta al no  saber cuál es la causa que detienen a las autoridades a entregarles  los restos de sus hijas, cuyos resultados fueron positivos y a los que desean darles sepultura.

FacebookTwitterWhatsAppShare
Si quieres recibir gratis las noticias del estado de México en tu celular, solo tienes que mandarnos un mensaje de whatssapp con el nombre de tu municipio a nuestro telefono (55) 4404-1699